Laudato Si, III Aniversario

laudatosi1

“Saving our Common Home and the Future of Life on Earth”, es el título de esta Conferencia Internacional con ocasión del tercer aniversario de la Encíclica del Papa Francisco, organizada en el Aula Nueva del Sínodo en el Vaticano del 5 al 6 de julio de 2018.

Se cumplen tres años de la publicación de la encíclica del Papa Francisco Laudato Si, «Alabado seas, mi Señor»; sobre el cuidado del medio ambiente, nuestra Casa Común.

En ella intervendrán el cardenal Peter Kodwo Appiah Turkson, Prefecto del Dicastero para el Servicio del Desarrollo Humano Integral; la Sra. Flaminia Giovanelli, Subsecretaria del mismo Dicasterio y el P. Josh Kureethadam, S.D.B., Oficial del mismo Dicasterio.

Impacto y desafíos de la Laudato Si

A lo largo de las dos jornadas, habrá varias ponencias que tratarán sobre el impacto y los desafíos que plantea esta encíclica papal.

Por otra parte, se procederá al análisis de las principales líneas de acción que se han puesto en marcha en estos últimos años para garantizar un auténtico “cuidado de la Casa Común”; tanto a nivel individual como a nivel de comunidad local, regional, nacional e internacional, poniendo especial atención en aquellas minorías poblacionales, más vulnerables y desprotegidas como lo son los pueblos originarios.

Al final del acto estará a disposición de los periodistas para eventuales preguntas el Sr. Tomás Insúa, director ejecutivo del Global Catholic Climate Movement, asociado en la organización de la Conferencia internacional, y algunos representantes del GCCM.
¿Estamos cuidando nuestra Casa Común?

La encíclica Laudato Si’ es una reflexión sobre el cuidado de la creación, centrada en el planeta Tierra como Casa Común y lugar en el que vive toda la humanidad. Se divide en seis capítulos en los que defiende la naturaleza, la vida animal y las reformas energéticas.

En ellos, el Santo Padre realiza una crítica mordaz del consumismo y el desarrollo irresponsable con un alegato en favor de una acción mundial rápida y unificada “para combatir la degradación ambiental y el cambio climático”.

A tres años de su publicación, aún resuenan las palabras del Pontífice invitando a todos a realizar una lectura consciente y profunda de esta encíclica, para que podamos recibir su mensaje y “crecer en la responsabilidad hacia la casa común que Dios nos ha confiado”.

Sofía Lobos— Ciudad del Vaticano

 

Domingo 22 de Abril

En el día la tierra, que coincide con el día de oración por las vocaciones, recordamos la vocación de ser guardianes de la creación. Cuidemos entonces nuestra casa común desde nuestra vocación universal y en nuestras vocaciones particulares.

Reflexión: Viernes 2 de Marzo

Mt. 21,33-43.45-46

Nos rodean los que se creen dueños de tu viña Señor.

Ellos, los poderosos e insensatos administradores te desconocen e ignoran a tus hijos e hijas, les acechan, les torturan, les matan.

Antes fueron Jeanette, Margarita y tantos otros, hasta que una noche vinieron y mataron a Berta, la de La Esperanza, la guardiana de los Ríos.

Cuando vuelvas, ¿Que harás con los que han matado a tus hijos e hijas y se han adueñado de tu viña?

Tu respuesta nos deja atónitos, la novedad y autenticidad de tu Reino es la predilección por los últimos, he ahí nuestra esperanza de liberación, nuestra convicción y la fuerza de nuestro grito de justicia. Ellos tienen la bala y la muerte, nosotros Tu palabra que es vida.

Yanira Arias, Honduras

Berta.jpg

SEÑOR Y REY DEL UNIVERSO.

Con la fiesta de Cristo Rey celebramos la victoria definitiva de Jesús sobre todo lo que causa destrucción y muerte. El mismo que se ha hecho pequeño y servidor es coronado como Rey y Señor del universo. Jesús, el Señor, no es un déspota y un dictador. No impone su poder con la fuerza de las armas. No es demagogo ni populista.

El Reino de Cristo crece imperceptiblemente en el mundo a la manera de una semilla pequeña. Es como la levadura en la masa que fermenta y lo transforma todo por dentro. También es como el trigo en medio de la cizaña. Llama la atención que, en los países del norte, después de los inviernos más fríos surgen los nuevos brotes en los árboles y los tulipanes se abren paso en lo que queda de nieve. La vida nueva surge y resurge. Así en medio de las crisis más grandes y de las peores situaciones los brotes de vida nueva anuncian ya el triunfo de la vida sobre la muerte.

El Reino de Dios no es una promesa electoral que no llega nunca a concretarse. Es acontecimiento en las acciones y gestos por pequeños que sean de todos los que están trabajando por la verdad, la justicia, la paz y la fraternidad.  Jesús quiere contar con nuestra participación activa y responsable para realizar su proyecto. Por lo tanto, importa mucho que seamos personas capaces de poner en práctica los valores del Reino. Importa lo que cada uno es y lo que cada uno hace. Importa todavía más si tenemos grandes responsabilidades en la sociedad.

Llaman la atención ciertas frases clichés desmovilizadoras y alienantes que nos tragamos tan fácilmente porque no tenemos espíritu crítico. Ellas siembran confusiones y engañan a muchos con mentiras vestidas de aparente verdad religiosa como las que han aparecido en este período pre-electoral.  Una de ellas dice así:

No importa quién sea presidente Jesús es el  Rey”. 

¿Este enunciado es propaganda política o mensaje religioso? Lo más seguro, es que puesto en el contexto actual tenga carácter político partidista desmovilizador. Esta es una sentencia que además es falsa en su premisa y que falsea su conclusión.

Es falso en su premisa porque importa que quién se elija sea una persona que tiene un proyecto más en acorde con los valores del Reino, sea la persona  más coherente y honesta.  Es falso en su conclusión, porque si bien es cierto que Cristo es el rey, Él no prescinde de nosotros y su reino se realiza en el mundo por nosotros.

Por lo tanto, en esta fiesta de Cristo Rey, decimos que “sí” importa quién sea presidente. Por eso, en este día de elección, invitamos a todos los que creen en Cristo y en su Reino a pensarlo bien y discernir antes de votar.   Además no olvidemos que nuestro deber de ciudadano no consiste en delegar nuestras responsabilidades a unas personas que después se olvidan de los que no tienen “poder” y que, en la práctica, se lo quitan.

 

 

 

 

23S Día Internacional contra la Explotación Sexual y la Trata de Personas

La trata de personas es un problema mundial. Es uno de los delitos más vergonzosos  que existen, ya que priva de su dignidad a millones de personas en todo el mundo. Los tratantes engañan a mujeres, hombres y niños de todos los rincones del planeta  y los someten diariamente a situaciones de explotación  sexual. Cientos de miles de víctimas son también objeto de trata con fines de trabajo forzoso, servidumbre doméstica, mendicidad infantil y extracción de órganos.

Los hombres y los niños varones también son víctimas de la trata de personas con fines de trabajo forzoso, mendicidad  forzosa, explotación sexual y reclutamiento forzoso como niños soldados. Hay casos de trata en todo el mundo y para escoger las víctimas no se tiene en cuenta el sexo.

¿Qué se puede hacer? La lucha contra la trata de personas no debe considerarse solamente responsabilidad de las autoridades. Los ciudadanos pueden ayudar a combatir ese delito siendo consciente del problema y asegurándose de que la penosa situación de las víctimas no pase inadvertida.  Hay muchos modos de ayudar a combatir ese delito y lograr buenos resultados.

Primero que todo manténgase alerta. Las sospechas pueden despertarse en el lugar de trabajo o en la vida privada; recuerde que puede haber víctimas de la trata en diversos sectores.

Si ve algo que, a su entender, puede estar relacionado con la trata de personas, use la línea confidencial 911. Si no está seguro, sepa que es mejor equivocarse que dejar que otra víctima sea esclavizada.

Interésese, averigüe lo que se está haciendo en su comunidad, vea si puede hacer algo y aliente a sus amigos, familiares y vecinos a tomar más conciencia de ese delito.

 Resultado de imagen para 23 de septiembre dia internacional contra la trata

SER MAESTRO ES UNA VOCACIÓN

Muy pocas veces me he puesto a reflexionar acerca del servicio que desempeño. Es probable que no sea el mejor de los guías y maestros, sin embargo trato de hacer las cosas con el mejor amor del mundo. Siempre he creído que Dios me ha llamado servir. Así lo creo y así es. Hace casi dos años atrás comencé mi labor como facilitador, no me gusta hacerme llamar maestro porque no poseo todo el conocimiento y porque ellos (mis educandos) también me enseñan grandes cosas.

Si alguien me preguntara que significa para mí lo que hago, le diría que no hay mayor recompensa que ver sonreír una cara, o ver a una persona cambiar de actitud. No me importa caminar casi dos horas para ejercer mi labor, aunque humanamente me canso, me agoto, y no quiero caminar más. Entrar al salón de clases me devuelve el ánimo, el amor a lo que hago, hace florecer en mí fuerzas de donde no las hay.

Algo muy curioso, es cuanta influencia puedo ejercer sobre ellos,  lo que quiero es que ellos sean capaces de salir de sus pequeñeces, que sean capaces de poder observar que existe un universo de posibilidades, y cada uno tiene la capacidad de poder alcanzar aquello se propone.

A veces,  sus ingenuidades me hacen reír, pero luego recuerdo que yo pasé por ahí y me pongo en su lugar. Sé cuanto un maestro puede marcar la vida de un estudiante porque yo fui marcado por algunos de los que tuve.  No sé cuanto pueda ayudarles a crecer, pero sé que un día me recodarán por aquello que hice en sus vidas. Quisiera verlos volar y sentirme dichoso de haber sido parte de ese vuelo. Para mí lo más importante no es cuanto puedan memorizar, sino que el aprendizaje que vayan a obtener les sea útil y funcional para sus vidas.  No sólo importa que aprendan conceptos, sino practicarlos. No  es mejor el que saca la nota más alta, sino quien hace de su aprendizaje un pilar para su vida. Así soy, en eso me enfoco.

¿Y Dios está presente en este trabajo del educador? Claro que sí. Lo veo en los rostros de mis educandos, es Jesús que me ve. Es Jesús quien me acompaña. Solamente Él, me ha llamado a servir de esta manera. Puede ser que para muchos sea esta vocación de educador sea una forma de ganarse la vida. Para mí no hay un salario que le pague a aquel que educa, enseña, y ayuda a crecer a otros.

Por eso, las felicitaciones se quedan cortas en un día tan especial como lo es el Día de Maestro. Yo diría “ Larga vida para ellos”.

Carlos Mejía G.Carlos Mejía G. es originario de la Aldea Agua Blanca Sur,  Yoro, Estudiante de Pedagogía, trabaja como facilitador en C.E.B IHER Espíritu Santo, El Mineral.  Colabora con el equipo misionero de la Smé en Agua Blanca y es Coordinador General de Cevas ( centros de vacaciones solidarios)

 

 

 

 

La Iglesia y las migraciones, Día del migrante

FAMMIGRANTES

Para la Iglesia, poner un rostro humano al fenómeno migratorio, significa superar los paradigmas que, en forma desproporcionada, han centrado dicha gestión en el control  migratorio y en la administración de las fronteras.

Humanizar la migración de nuestros países fronterizos, como son: las entradas clandestinas con mayor peligrosidad, implica comprender que el proceso migratorio de una persona no concluye con la llegada de ésta a su lugar de destino o de retorno, sino que continúa hasta el momento en que la persona logra integrarse  a la sociedad de destino o reintegrarse a la de retorno.

Las migraciones son: vías de encuentro entre los seres humanos, entre las culturas, entre las sociedades  y hoy entre el mundo moderno-globalizado. Los migrantes puede derribar prejuicios, madurar comprensiones y crecer en fraternidad, en vista de la unidad de la familia humana.

Bajo esta perspectiva, las migraciones han de considerarse como la punta avanzada de los pueblos en camino hacia la fraternidad universal.

La Iglesia que, en su estructura de comunión, acoge a todas las culturas sin identificarse  con ninguna de ellas, se pone como signo eficaz de la tensión unitaria en acto en el mundo. Una Iglesia que está con y por el pobre, que defiende y habla en su nombre.

Las migraciones plantean a los cristianos nuevos compromisos de evangelización y de solidaridad.

En cualquier país existe el problema de los alojos, de la hospitalidad, de los rechazos, de la xenofobia, de la indiferencia y del asentamiento; y, por otro lado, existen ofertas de trabajo y seguridad social. Por tanto, la situación de precariedad del migrante engrandece enormemente aquellos problemas comunes.

Los rostros en el que viene acompañado son; el ánimo y la decepción; la melancolía y la desesperanza; la vida y la muerte, llevando en su mente  un solo objetivo, el de “sobrevivencia”.

Los rostros sufrientes , la mayoría de las veces están llenos de polvo, de amargura, de desesperación, de lágrimas y de tristeza.

Existen seres humanos sin escrúpulos que cazan a otros seres humanos y los mantienen atrapados en sus redes. A merced de las mafias que trafican con la carne y la consciencia de los más desprotegidos, las víctimas dejan de ser personas y se convierten en mercancías.

A los migrantes y refugiados les es negada la fraternidad, la tierra, el suelo bajo sus pies. Sin pestañar persiste la locura y la desvergüenza en que convergen injusticia, crueldad, desprecio, agravio y muchas veces encubrimiento. Pero, en muchas ocasiones, nadie sabe de verdad cuántos son, dónde o cómo están, en donde se quedan literalmente en la calle convertidos en “sin papeles”, permanentemente amenazados por la expulsión, sin posibilidad de trabajar o de conseguir un vida digna.

La Iglesia como defensora de derechos humanos está llamada a proponer y a solicitar justas soluciones en nombre de Dios y en nombre del ser humano. Hasta el día de hoy, no contamos con leyes que favorezcan el bien de las personas, lo que sí es cierto, es que estas leyes están procurando inestabilidad en el mundo de la migración.  Para la Iglesia, los migrantes son considerados parte esencial de su evangelización. Ningún país puede ser indiferente, insensible a los problemas que la migración presenta en sus diferentes etapas.

La Iglesia tiene una precisa propuesta: que nuestros países que experimentan día a día el fenómeno migratorio, sean de verdad más unidos, más solidarios y más hospitalarios. (Autor, P. Cesar Cañaveral).

ORACIÓN POR LOS MIGRANTES

Oh Jesús, te pido por aquellos que andan lejos de su patria y bien la experiencia de la emigración. Ellos son hermanos nuestros en búsqueda de una vida mejor, refugiados que huyen de la violencia, familias en camino a causa de la pobreza, sin saber a dónde llegar. ¡Todos ellos necesitan de tu ayuda!

Tú mismo te puedes identificar con ellos, habiendo experimentado, por voluntad del Padre, la dura prueba del exilio junto con María, tu madre, y con José.

Nuestros hermanos migrantes necesitan tu luz para descubrir las promesas vacías que frecuentemente los atraen. Ellos necesitan de tu Iglesia, para que les recuerde sus obligaciones, que muchas veces son olvidadas por sus diarios sufrimientos. Ellos necesitan tu sobrenatural ayuda para ennoblecerlos y confirmarlos como cristianos en su trabajo.

Corazón de Jesús, bendice a los migrantes, guárdalos junto a tu corazón. Llena sus vidas con el amor de Dios, quien es el principio de todo bien.

Defiéndelos del peligro y fortalece su fe, para que busquen la felicidad no solamente en este mundo sino también para la vida eterna.

Que como peregrinos de la Iglesia de Dios, puedan alcanzar la ciudad celestial y disfrutar la vida eterna contigo para siempre.

 

Jornada de oración por la creación

Durante la catequesis del pasado miercoles en  la audiencia general, realizada en la Plaza de San Pedro,  el Papa Francisco ha invitado a quienes detentan el poder «a escuchar el grito de la tierra y el grito de los pobres, que son quienes más sufren por los desequilibrios ecológicos».

En la  Jornada Mundial de Oración por el Cuidado de la Creación que se celebra hoy 1° de septiembre, el Papa Francisco ha emitido un mensaje conjunto con el patriarca ecuménico Bartolomé en el que animan a «los cristianos y los no cristianos, a las personas de fe y de buena voluntad» a estar unidos para «demostrar misericordia con nuestra casa común, la tierra, y valorar plenamente el mundo en el que vivimos como un lugar para compartir y de comunión».

El Papa vuelve a proponer el cuidado de esta casa común como una nueva obra de misericordia y enumera algunas de las actitudes y comportamientos sencillos que resultan respetuosos con la Creación: «Por ejemplo, hacer un uso prudente del plástico y del papel, no desperdiciar el agua, la comida y la energía eléctrica, diferenciar los residuos, tratar con cuidado a los otros seres vivos, utilizar el transporte público y compartir el mismo vehículo entre varias personas, entre otras cosas. No debemos pensar que estos esfuerzos sean demasiado pequeños para mejorar el mundo».

En este mensaje Francisco vuelve a denunciar el cortoplacismo de los gobernantes y la búsqueda única del beneficio para pedir una política, una cultura y una sociedad «urgentemente reorientadas hacia el bien común, que incluye la sostenibilidad y el cuidado de la Creación». Recuerda además que existe una «deuda ecológica» entre el norte y el sur que solo podrá saldarse al ocuparse «del cuidado de la naturaleza de los países más pobres, proporcionándoles recursos financieros y asistencia técnica que les ayuden a gestionar las consecuencias de los cambios climáticos y a promover el desarrollo sostenible».

Hagamos eco del llamado de Francisco y Bartolomé, sobretodo, escuchemos el clamor de la creación. Elevemos  una acción de gracias por la maravillosa obra que Dios ha confiado a nuestro cuidado, y aprovechemos esta  valiosa oportunidad de renovar nuestro compromiso personal,  en la oración y también en la acción concreta,  a la vocación de ser custodios de la creación.

1°sept MCMC

 

 

Centroamérica Nuestra

CentroamericaHonduras, Guatemala, El Salvador, Nicaragua y Costa Rica conmemoran este día su 195 aniversario de independencia, una fecha que revive aquel histórico 15 de septiembre de 1821 que significó la libertad de los pueblos centroamericanos.

Hoy mas que nunca urge reivindicar esta LIBERTAD, Honduras y sus hermanas y hermanos de Centroamérica, debe seguir soñando con hondear la Bandera de la Justicia y la paz que la harán un pueblo libre.

Les compartimos un poema de Pedro Casaldáliga a nuestra Centroamérica.

Un abrazo lleno de esperanza de parte de todos y todas los miembros y asociados-as a la SME a este pueblo que nos ha acogido.

CENTROAMÉRICA NUESTRA

Como un volcán en ti,
la paz de la Justicia.
Bandera de los Pobres,
como un viento de luchas,
la Libertad, en ti.

¡Centroamérica nuestra!,
toda en dolor de parto,
futura como el Reino,
diaria como el llanto.

Maíz de tierra y sangre, madura, la Esperanza.
Amor en cada piedra, tatuada de Historia.
Tortilla compartida, la Pascua verdadera.

¡Eje del Mundo Nuevo,
Centroamérica nuestra!

Calladla, eruditos, fariseos.
Dejadla en paz, los grandes, invasores.
Veladla, de rodillas, los pequeños.
(Dios la tenga en sus manos, día y noche,
como un pájaro en vuelo).

Que nadie aborte el sueño que late en la montaña.
Que nadie apague el fuego que dora de Promesa
las tiendas del exilio.

Que nadie vista el día
desnudamente nuestro
nace de la noche en Centroamérica.

Defensora de derechos indígenas de Honduras gana el Premio Front Line Defenders para defensoras/es de derechos humanos en riesgo 2016

Ana Mirian 2016 Award Winner Graphic_Spanish

Durante casi una década de defensa de la tierra y los ríos de su comunidad ante la destrucción causada por las empresas, la hondureña Ana Mirian Romero ha sido objeto de ataques armados, agresiones físicas, amenazas de muerte y campañas de difamación. A principios de 2016 su casa fue completamente quemada, y sus hijos se han visto obligados a abandonar la escuela debido al constante acoso del que son objeto.

Mary Robinson, quien fue presidente de Irlanda y Alta Comisionada de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos, y actual presidenta de la Fundación Mary Robinson – Climate Justice, entregó a Ana Mirian el Premio Front Line Defenders para defensoras-es de DDHH en riesgo 2016. 

“Ana Mirian, su marido y sus hijos son objeto de ataques armados, amenazas y acoso debido a su lucha por los derechos a la tierra de su comunidad indígena y el medio ambiente local, lo cual en última instancia tiene un impacto global. Las/os defensoras/es como Ana ponen en riesgo sus vidas para proteger el medio ambiente, no sólo para la generación actual, sino para las generaciones futuras. A pesar de los riesgos que amenazan la vida de los/as defensores/as de derechos humanos en Honduras, Ana ha perseverado. El Premio Front Line Defenders es un reconocimiento al trabajo que Ana y tantas mujeres como ella llevan a cabo por el bien común, y tengo el honor de entregarle el premio aquí hoy”, dijo la señora Robinson en la ceremonia en el Dublin’s City Hall.

Ana Mirian es una mujer lenca e integrante del Movimiento Indígena Lenca de La Paz Honduras, MILPAH, y del Consejo Indígena de San Isidro Labrador. Ella ha luchado por el reconocimiento legal de las tierras indígenas de su comunidad, y en contra de la instalación de la presa de Los Encinos hidroeléctrica, la cual destruiría sus medios de vida. En consecuencia, ella, su familia y los demás miembros de MILPAH son ahora blanco de repetidos ataques por parte de la policía, militares y civiles armados vinculados a la empresa hidroeléctrica.

En su discurso de aceptación del Premio Front Line Defenders hoy en Dublín, Ana Mirian hizo un llamamiento hacia la protección de los/as defensores indígenas en todo el mundo, los cuales se enfrentan a riesgos personales extremos debido a su trabajo contra la destrucción corporativa de su tierra. En Dublin, Ana Mirian dijo:

“No luchamos. Defendemos. Defendemos el río, los bosques, y el aire puro que respiramos. Eso es todo lo que queremos – tierra, aire y agua que no se contaminen por las presas. Estamos perseguidos y amenazados por esto, pero lo hacemos por el futuro de nuestros hijos. No sabemos qué más nos va a pasar, pero estamos dispuestos y listos para defender lo que tenemos”.

Presentado anualmente, el Premio Front Line Defenders para defensoras/es de derechos humanos en riesgo honra la labor de defensores y defensoras que, de manera no violenta, contribuyen de forma extraordinaria a la promoción y protección de los derechos humanos en sus comunidades, a menudo bajo serios riesgos personales.

Fuente : http://www.frontlinedefenders.org